Mensaje del Señor Presidente de la República por Fiestas Patrias 2017
26 de julio de 2017
Gobierno del Perú no reconoce resultados de la ilegítima elección de la Asamblea Nacional Constituyente en Venezuela
30 de julio de 2017

Perú reitera la necesidad de detener el proceso de desmantelamiento sistemático de la institucionalidad democrática en Venezuela

NOTA DE PRENSA

En sesión de hoy del Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA), se dió lectura a una Declaración suscrita por Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, EEUU, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Paraguay y el Perú, en la que se instó al  Gobierno de Venezuela a suspender el proceso hacia una Asamblea Nacional Constituyente que implicaría el desmantelamiento definitivo de la institucionalidad democrática y sería contrario a la voluntad popular expresada en la consulta del 16 de julio.

Durante su intervención, la Representante Permanente del Perú ante la OEA, Embajadora Ana Rosa Valdivieso, afirmó que el proceso hacia una Asamblea Nacional Constituyente, en los términos en los que está concebida, refleja el deterioro de la institucionalidad democrática en Venezuela al crear una instancia paralela al orden constitucional vigente, y reiteró la necesidad de dar lugar a un diálogo efectivo y de buena fe que permita una salida pacífica y consensuada a la grave situación que atraviesa ese hermano país.

La Embajadora del Perú expresó también la necesidad de iniciar un proceso de concertación que comprenda la apertura de un canal humanitario, la liberación de los detenidos por razones políticas, el respeto irrestricto de los derechos humanos, el cese del sometimiento de civiles a tribunales militares y el establecimiento de un calendario electoral.

Washington, D.C., 26 de julio de 2017

 

DECLARACIÓN SOBRE LA SITUACIÓN EN VENEZUELA

Los siguientes países, miembros de la OEA, Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos de América, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Paraguay y Perú:

Expresamos nuestra profunda preocupación por la grave alteración del orden democrático en Venezuela, la agudización de la crisis y el aumento de la violencia.

Hacemos un llamado urgente al respeto absoluto de los derechos humanos y del orden constitucional, incluyendo la separación de poderes, y en este sentido condenamos el ataque a la Asamblea Nacional y otros actos de violencia.

Instamos al Gobierno de Venezuela a suspender el proceso hacia una Asamblea Nacional Constituyente que implicaría el desmantelamiento definitivo de la institucionalidad democrática y sería contrario a la voluntad popular expresada en la consulta del 16 de julio.

Declaramos nuestra voluntad de apoyar iniciativas para atender las necesidades económicas, sociales y humanitarias más urgentes, especialmente el suministro de alimentos y medicinas.

Manifestamos una vez más la importancia de establecer lo antes posible un grupo u otro mecanismo de facilitación para apoyar un proceso de diálogo y negociación entre el gobierno y la oposición para contribuir al restablecimiento del orden democrático en Venezuela y para acompañar y promover la implementación oportuna de los compromisos que asuman las partes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síganos

Siga esta página

Consiga que cada nueva publicación le sea enviada por correo electrónico.

Correo electrónico

Nombre(s) (*)

Apellido(s) (*)

Send this to a friend